Curatela




Una vez que un menor cumple 18 años, sus padres ya no pueden tomar decisiones en su nombre; sin embargo, en el caso de personas con discapacidades del desarrollo, quizás resulte necesario que los padres conserven la autoridad de tomar decisiones para el beneficio de la persona. En estos casos, un tribunal de Florida podría nombrar a uno de los padres o a un ser querido como curador. Los abogados experimentados de The Soto Law Office han ayudado a muchas personas del área de Altamonte Springs a resolver cuestiones relacionadas con la curatela y están preparados para responder todas las preguntas legales que tenga sobre cómo convertirse en curador. Para más información, llame o comuníquese con nuestra oficina hoy mismo.

¿Qué es un curador?

El papel de curador está reservado específicamente para situaciones en las que un ser querido con discapacidades del desarrollo o algún trastorno mental necesita ayuda para tomar las decisiones más convenientes para la persona. Para ser considerada como discapacitada del desarrollo, la persona debe haber sido diagnosticada con retraso mental, parálisis cerebral, autismo, espina bífida, síndromes de Prader-Willi, Down o Phelan-McDermid antes de los 18 años, así como presentar una minusvalía considerable que se prevé que continúe por tiempo indefinido. Sin embargo, a diferencia de otros tipos de tutelas, el curador no necesita que un tribunal establezca que su ser querido con una discapacidad está legalmente incapacitado. En su lugar, hay que presentar una carta del médico actual del menor ante el tribunal.

El curador puede tomar decisiones en nombre de la persona, sobre sus bienes o ambos. El curador de una persona puede tomar decisiones sobre dónde debe vivir su ser querido, decisiones médicas y de salud mental, y decisiones sobre situaciones sociales. El curador de bienes puede tomar decisiones respecto a cualquier demanda, contrato, bien inmobiliario o hacer donaciones en nombre de una persona, y el curador para ambas situaciones tiene autoridad para tomar decisiones sobre todo lo anterior.

Por qué necesita un abogado

Contar con la ayuda de un abogado durante todo el proceso de nombramiento como curador tiene muchas ventajas. Un abogado puede asegurarse de que los formularios correspondientes se rellenen correctamente y se presenten ante el tribunal. Además, un abogado puede explicarle las responsabilidades que se le exigen como curador, tales como la presentación de informes ante el tribunal, los cursos de formación requeridos, etc. Por último, un abogado puede intervenir en su defensa ante el tribunal para explicar por qué debe ser nombrado curador de su ser querido.

Llámenos o comuníquese con nosotros ahora

¿Desea obtener más información sobre cómo convertirse en curador de una persona con discapacidades del desarrollo o enfermedades mentales? En ese caso, llame o comuníquese con The Soto Law Office hoy mismo.